Diseño, General, Tendencias
Dejar un comentario

¿Cómo debe ser una cocina integral de estilo nórdico?

Una de las corrientes que más impacto ha generado en las cocinas integrales es el proveniente de como Dinamarca, Noruega, Islandia o Suecia, que destacan por su minimalismo, su enfoque en la funcionalidad y la importancia del diseño por encima de todos los demás elementos de cualquier espacio.

Si te gustaría tener este popular estilo en tu cocina integral, hoy te mostramos cuáles son sus elementos fundamentales y cómo puedes implementarlos en tu espacio.

El color blanco es la base

El color blanco es el protagonista indiscutible del estilo nórdico. Una de las opciones que verás en este tipo de espacios será el diseño monocromático, que aunque lo verás utilizado principalmente en los acabados de los gabinetes y cajones, no será raro encontrarlo también en las superficies.

Si el blanco es demasiado para tu espacio, puedes equilibrar con muebles en tonos de madera naturales o electrodomésticos en metales de colores ligeros que le den una sensación de peso y elegancia a tu espacio sin interrumpir el flujo de la luz para ese toque elegante y moderno.

Para lograr este look puedes encontrar en el catálogo de Mödul Studio acabados de última tendencia como el Blanco Frosty, Perla, Blanco Krystal y el Blanco ultramate de la línea Polaris, este último exclusivo de Mödul Studio.

Madera para una atmósfera cálida

Aunque el blanco es el elemento principal, la madera también puede jugar un rol importante en la cocina nórdica moderna. En este caso, la madera juega un papel de contraste visual con sus tonos y texturas naturales y orgánicas.

Esta variante del estilo nórdico crea una atmósfera más cálida y acogedora en tu cocina integral, puedes combinar muebles o superficies blancas con gabinetes o cajones en acabados amaderados claros y logra el equilibrio perfecto entre y calidez.

Para lograr este look en tu espacio puedes usar acabados amaderados como Cremino, Trigo o Lauter. Son tonos claros con vetas discretas que combinarán perfecto con el blanco de tu cocina integral. Sólo recuerda que para que tu cocina sea auténticamente nórdica, la proporción de muebles en color blanco en tu espacio debe ser al menos de 60%.

Negro, blanco y madera para equilibrar

Otra opción de color por la que te puedes inclinar es el color negro, que también tiene su lugar en las cocinas de estilo nórdico. Es especialmente útil cuando queremos lograr contrastes. La recomendación es hacerlo con el blanco o incluso acabados amaderados. Los tres juntos pueden crear una atmósfera que tendrá todas las características de una cocina de este estilo.

Si quieres un negro auténticamente escandinavo, opta por el Negro Polaris, exclusivo de Mödul Studio, cuya textura mate dará la sensación de lujo, a la vista y al tacto, y que se necesita para tener una cocina de estilo verdaderamente nórdico.

Colores y formas geométricas

Una cocina nórdica no es sinónimo de un espacio monocromático. De hecho, este estilo suele complementarse con colores brillantes que le dan vida. Puedes incluir estos tonos en los revestimientos, en paredes o con papel tapiz con figuras geométricas u orgánicas.

Otra forma de inyectar personalidad en tu cocina nórdica es con electrodomésticos que le den un toque de color. En Mödul puedes encontrar la Smeg, cuyos diseños retro, llenos de color, combinan a la perfección con los estilos escandinavos.

Existen muchas formas de implementar la elegancia del estilo nórdico en tu cocina integral. Si quieres más consejos o una guía específica para tu espacio y tus necesidades, acércate a Mödul Studio y habla con nuestros expertos. Ellos te ayudarán a elegir los mejores elementos para tu cocina. Conoce más en www.modulstudio.mx

Deja un comentario